Inicio | Equipo | Contacto | Información legal   

Asara

Que es Asara Entorno Actuaciones Reuniones Servicios Danos tu opinión Galeria
Molino de los Ojos Del Molino a la Rambla La Presa y el Canal Los Sotillos y el Puente Las dos Aguas y San Roque Otros

Molino de los Ojos

Ligado a San esteban desde tiempo inmemorial, el Molino de los Ojos es un paraje natural adyacente a la margen derecha del Duero, en cuya superficie de aprox. 12 Has. se encuentran :

El nacedero (los Ojos) es un manantial origen de una considerable vena de agua potable capaz de abastecer el consumo de la población de San Esteban y con el sobrante alimentar un pequeño salto de agua y en verano abastecer un canal de riego. A lo largo de su cauce hay puntos donde puede verse brotar el agua transparente. Ese pequeño salto se utilizó en principio para mover una aceña cuyo origen se pierde en el pasado y que adaptándose poco a poco a los tiempos pasó a tener una turbina para un molino, lo que da el nombre al paraje . posteriormente un primitivo alternador colaboró en la implantación de la energía eléctrica en San Esteban, y más tarde al sistema de abastecimiento de agua potable. Actualmente es un museo que muestra su evolución, y donde puede verse el funcionamiento de la vieja turbina y el proceso de molienda, recordando que hasta este paraje se desplazaban carros y acémilas acarreando el grano y los productos de la molienda. Y siguiendo con temas del pasado, aunque en este caso de reciente construcción, el visitante puede recorrer un muestrario representativo en el Parque temático del Románico que exhibe una colección a escala de algunas de las iglesias románicas con más significado de la comunidad.Completan el entorno, dentro de este paraje, praderas con fuentes y merenderos entre árboles , así como un moderno restaurante .
Los amantes de la naturaleza pueden disfrutar del contraste entre la exuberancia del agua y la aridez de los cerros próximos que enmarcan el paisaje. Las visitas a las áreas formativas (molino y parque del románico) son un complemento enriquecedor. Si además se añaden praderas y arbolado, y la posibilidad de meriendas campestres o la opción de celebraciones gastronómicas de más enjundia, el atractivo está garantizado. Buena prueba de ello es que el paraje del Molino de los Ojos es una de las visitas tradicionales y obligadas tanto para sanestebeños como visitantes.